Saltar al contenido

1

Bases para un mercado equilibrado

El mercado de la vivienda vive un nuevo tiempo sustentando en el crecimiento sostenido y en la estabilización de la recuperación inmobiliaria. Después de subir a los cielos con la burbuja y bajar a los infiernos con su pinchazo, el sector residencial ha sido capaz de resucitar y sentar las bases sobre las que debe levantar un mercado más sano y equilibrado, alejado de los vicios que le hicieron precipitarse hacia su etapa más oscura. El periodo entre 2008, cuando comenzó la caída inmobiliaria, y 2013, año que marcó los mínimos históricos, está llamado a marcar un antes y un después del sector inmobiliario en España. Muchas deben ser las lecciones aprendidas de los pecados cometidos recientemente por todos y cada uno los actores del mercado de la vivienda. Una culpa que se reparte, en mayor o menor medida, entre entidades financieras, promotores, constructores, vendedores, compradores y analistas, principalmente.

...continúa leyendo "Los 10 nuevos mandamientos de la vivienda: bases para un mercado equilibrado"

5

En enero de 2016 se terminó la construcción de 3.111 viviendas en España, lo que supone una subida del 10,8% en comparación con el mismo mes del año anterior (2.807), según datos del Ministerio de Fomento. De esta manera, la cifra de casas y pisos terminados en España inició el año en positivo, después de sumar ocho ejercicios consecutivos de caídas. Desde el máximo de 2007 (641.419 viviendas), la cifra ha bajado un 93% respecto al cierre de 2015 (45.152).

diagonalmar-barcelona

Del total de viviendas de obra nueva terminadas en enero, el 99,5% (3.095) correspondieron a promotores privados y el 0,5% (16) a las administraciones públicas. Con respecto a un año antes, la construcción de pisos de promotores privados subió un 16,9%, mientras que en el caso de las administraciones públicas hubo una caída del 90%.

Entre la iniciativa privada, 1.810 viviendas correspondieron a sociedades mercantiles, con un aumento interanual del 46,1%, mientras que 1.211 corresponden a personas físicas y comunidades de propietarios (+26,7%), y 64 a cooperativas (-74,3%). Además, hay 10 visados de fin de obra de otro tipo de promotor privado. El valor de liquidación de la ejecución material de las obras se redujo un 24,6% en enero, con 344 millones de euros.

Sareb: "La construcción de casas crecerá en 2016 más del doble"

La Sociedad de Gestión de Activos Procedentes de la Reestructuración Bancaria (Sareb) ha pronosticado un aumento de la construcción de pisos y casas en más del doble para este año, hasta situarse entre las 100.000 y las 175.000 viviendas iniciadas, según los datos recogidos por el 'Informe de mercado inmobiliario 2015' realizado por la entidad. En el análisis se destaca que los promotores y constructores están "retomando la confianza" previendo ese aumento de la construcción de viviendas.

Según la evolución registrada durante el año 2015, la sociedad, señala que las expectativas sobre el mercado inmobiliario residencial son "positivas", puesto que la vivienda "ha recuperado su atractivo como producto de inversión". Comprar una casa para alquilarla ofrece una rentabilidad a cierre de 2015 del 5,5%.

Por su parte, el Banco de España estima que la inversión en construcción registrará un aumento del 3,5% en 2016, con lo que moderaría su ritmo de crecimiento en comparación con 2014, cuando fue del 5,3%. Según el último "Boletín Económico" de la entidad, la construcción de viviendas "apunta a una prolongación de la mejora en este segmento", según los datos de la concesión de visados de inmuebles nuevos, mientras que "la licitación oficial en obra civil sigue mostrando una notable atonía".

¿Cuántas casas se necesitan construir al año? 63.000, según el Banco de España

Los indicadores del mercado inmobiliario comienzan a repuntar tras años de absoluto parón de ventas de pisos aunque las elevadas tasas de paro y el alto endeudamiento de las familias mantienen todavía muy limitada la posibilidad de comprar una vivienda. No obstante, se crearán cada año 63.000 hogares para atender la demanda según el informe "Creación de hogares y necesidades de vivienda nueva principal a medio plazo", referido al horizonte 2015-2029, realizado por el banco de Banco de España atendiendo al escenario base nuevos hogares elaborado a partir de la evolución económica y poblacional de los últimos años.

En su hipótesis más optimista se alcanzaría las 238.000 viviendas anuales entre 2015 y el año 2029, lo que arroja un volumen potencial de viviendas para ese periodo de entre 900.000 y 3,3 millones. Según Fomento, el stock de vivienda nueva pendiente de vender en España a finales de 2014 se situó en niveles próximos a las 540.000 unidades, manteniendo una suave línea descendente desde 2010, mientras que otros organismos como Cepco, afirman que al cierre del tercer trimestre de 2015 el excedente de viviendas en venta sumaba un total de 507.477 pisos y casas, un 5,14% menos que a finales de 2014.

Así, el informe estima que hasta el año 2029 Madrid será la zona con mayor necesidad de construcción de viviendas para cubrir la demanda de los nuevos hogares que se constituyan en este periodo, alcanzando anualmente más de 21.000 viviendas en un escenario base. Le sigue la provincia de Málaga, donde será necesario crear en este plazo más de 6.000 nuevos hogares al año, una cifra que coloca a la provincia como la segunda más dinámica, seguida de Sevilla (4.097), Murcia (3.564) y Granada (3.104). En 17 provincias españolas las cifras son negativas porque la previsión poblacional es que se perderán hogares en el saldo global.

construccionvivienda-bancodeespaña

Las perspectivas de creación de hogares, sin embargo, pueden aumentar sensiblemente en caso de que el panorama económico se tornara más favorable, lo que traería un aumento de la población (con un mayor flujo de entradas de extranjeros) y una mayor tasa de emancipación entre los jóvenes. En ese supuesto de mejora máxima, el Banco de España calcula que Madrid necesitaría al año más de 44.000 casas y pisos nuevos, mientras que Barcelona, alcanzaría anualmente la construcción de más de 26.000 viviendas, o en la provincia de Málaga, donde se podrían crear hasta 12.189 nuevos hogares al año. Ninguna provincia española, en este caso, bajaría su número de hogares en el periodo 2015-2029.

En el informe, se ha tenido en cuenta la edad a la que los jóvenes empiezan a trabajar, el nivel de renta, la fase del ciclo en la que se encuentra la economía o las políticas que regulan el acceso a la vivienda. Además, el estudio explica, por ejemplo, que en España los hogares se forman más tarde que en el resto de Europa y su tamaño medio es mayor, debido a que los jóvenes permanecen más tiempo en casa de sus padres y hay una mayor proporción de abuelos que viven en casa de sus hijos.

No obstante, "estos resultados deben ser considerados, en todo caso, con cautela, dada la incertidumbre acerca de los diversos supuestos que condicionan las estimaciones, en lo referente tanto a las cifras de creación de hogares como a la oferta disponible inicial y su grado de alineamiento con la demanda actual y futura", advierte el Banco de España, que cita las elevadas tasas de paro y el alto endeudamiento de las familias.

Fuentes: eleconomista.es y laopiniondemalaga.es

Quizá también te puede interesar en otras zonas:

Síguenos: Facebook – Twitter –

2

3D plan drawingEl Ministerio de Fomento parece estar convencido en su estrategia y garantiza que la inversión en rehabilitación será una de sus prioridades. Buena parte del parque inmobiliario español necesita mejoras que aumenten la eficiencia energética y faciliten la accesibilidad, tal y como exige la normativa europea. El Ministerio de Fomento, bajo la dirección de Ana Pastor, lleva trabajando con constructoras, promotores, compañías eléctricas y entidades financieras desde hace más de un año y el documento aprobado ahora por la CEOE es el resultado de estos encuentros.

En este sentido, el ministro de Economía Luis de Guindos, ha declarado que el Ministerio de Fomento ha puesto en marcha el Plan Estatal de Rehabilitación de Viviendas, que contempla la inversión de 2.300 millones de euros, señalando que la mejor política de vivienda es el crecimiento económico y la creación de empleo "y en eso estamos".

Así, el plan que propone Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE), establece las medidas que habría que poner en marcha, el coste que tendrían para el Estado, la inversión privada que podría movilizar y los puestos de trabajo que se mantendrían o crearían en el periodo 2014-2020. Además, se establece un cálculo de qué ahorros energéticos podrían generar las mejoras introducidas en los inmuebles, en cuánto tiempo se amortizarían las inversiones realizadas y qué efectos tendrían sobre la recaudación de impuestos.

Según los expertos que han trabajado en el documento, la propuesta tiene un perfil conservador, ya que está basada en las cifras del GTR, el informe elaborado por Peter Swetman y Albert Cuchí, que establece con carácter general que por cada millón de euros que se invierte en rehabilitación se pueden generar unos 18 empleos, una cifra que otros estudios elevan a 50 puestos de trabajo por cada millón de gasto.

De este modo, la CEOE plantea cuatro posibles escenarios. El llamado "escenario base", con una aportación pública de solo el 25% y otros tres que van desde una participación del Estado del 30%, al 40% y 50%. En el primero se estima que con una inversión pública de unos 6.855 millones de euros, se podrían movilizar otros 20.979 millones de inversión privada hasta 2020 y crear o mantener 142.845 empleos (el 14,3% de todos los afiliados en la actualidad en el sector).

Pero, si se toma como referencia el escenario con mayor disponibilidad de fondos públicos, con un 50%, la creación de empleo llegaría a 212.352 puestos de trabajo, la inversión pública superaría los 30.405 millones y se movilizarían inversiones privadas por otros 42.318 millones.

Una de las novedades que incluye el texto es cómo empresas y entidades financieras reconocen la falta de eficacia que tienen las subvenciones directas, por lo que aconsejan que las ayudas se den a través de un nuevo sistema de avales y garantías del Estado. De esta forma, la patronal bancaria AEB sostiene que se podrían conceder créditos a particulares y comunidades de vecinos que hoy tienen cerrado el acceso a la financiación. Con el nuevo mecanismo podrían obtener préstamos a 15 o 20 años para financiar obras de mejoras en sus casas a tipos de interés del 4%-5%.

¿Cómo funcionarían los incentivos a las reformas?

Un rápido análisis del parque inmobiliario español concluye que casi el 2% de los edificios se encuentra en estado de conservación ruinoso y el 7,6% en estado deficiente. Esto significa, según el documento aprobado ayer por CEOE, que existen 963.326 edificios que deberían acometer obras de reforma en sus instalaciones. Por ello, la patronal plantea un amplio abanico de medidas para mejorar esta situación.

En general, los empresarios consultados por el Gobierno para esta propuesta consideran que son más efectivas y rápidas las actuaciones indirectas a través de bajadas de impuestos que las subvenciones. En este sentido, plantean, entre otras iniciativas, un IVA de rehabilitación, deducciones en el IRPF por inversión en reformas de la vivienda, un IBI reducido si el inmueble es más eficiente en materia energética, reducción de las tasas y licencias de obras, menos impuesto de sociedades para las empresas que acometan proyectos de este tipo y definir un nuevo régimen fiscal para las comunidades de propietarios.

¿Deberían entrar las empresas privadas en este negocio?

Según los expertos, si. Consideran que es sumamente rentable, siempre que se concedan facilidades a los particulares interesados, como ventanillas únicas de gestión de las ayudas y solicitud de los préstamos bonificados. De hecho, CEOE propone adoptar el modelo Green Deal del Reino Unido, según el cual las empresas ofrecen financiar esas obras de mejora de la eficiencia energética de las viviendas a sus propietarios y recuperan su inversión mediante el pago de un cargo especial en las facturas de los suministros eléctricos de sus clientes. Los plazos de amortización de estas inversiones suelen ser cortos y oscilan de siete a 17 años.

Fuenet: cincodias.com

También te puede interesar:

Síguenos: Facebook –  – Twitter