Saltar al contenido

Hipotecas al 100%: qué son y qué tener en cuenta si quieres comprar sin ahorros

hipotecas al 100 que son y que tener en cuenta si quieres comprar sin ahorros - Hipotecas al 100%: qué son y qué tener en cuenta si quieres comprar sin ahorros

La financiación es uno de los aspectos fundamentales a la hora de adquirir vivienda. En la inmensa mayoría de los casos, los bancos ofrecen préstamos hipotecarios que cubren hasta el 80% de su valor, lo que obliga a contar con ahorros para cubrir el 20% restante. Cuando no se cuenta con ese colchón, cabe la posibilidad de obtener hipotecas al 100%, pero las exigencias para conseguirlas son mucho mayores.

Qué son las hipotecas al 100% y qué requisitos se piden

Este tipo de préstamos hipotecarios no son habituales, de hecho, no todas las entidades financieras los ofrecen. Las hipotecas al 100% sin aval financian todo el valor de la vivienda, pero a cambio conllevan toda una serie de exigencias a quien las solicita:

  • Los intereses pueden ser ligeramente más altos, ya que el banco asume mayor riesgo. El plazo máximo de financiación, 30 años, no varía del de las hipotecas convencionales.
  • Las entidades suelen exigir la contratación de productos adicionales, como es el caso de seguros.
  • Tener un perfil solvente, es decir, trabajo estable (contrato indefinido y con una antigüedad). También se puede solicitar que se acredite tener capacidad de ahorro o un determinado patrimonio.
  • Un valor de tasación mayor al precio de compra, lo que significa que se adquiere la vivienda a un precio inferior al de mercado.

Cómo conseguir una hipoteca al 100%

Es más sencillo conseguir hipotecas al 100% con un aval, normalmente otra vivienda. Sin embargo, también es posible obtenerlas sin él. Hay tres vías:

  • Adquirir un piso de banco: es la manera más sencilla de conseguir hipotecas al 100%. Las entidades cuentan con un fondo de viviendas procedentes de embargos del que tienen que deshacerse, por eso, suelen ofrecer condiciones más ventajosas en los préstamos hipotecarios.
  • Adquirir viviendas del Sareb: el “banco malo” colaboraba con las entidades financieras para ofrecer hipotecas en condiciones ventajosas y deshacerse de su stock de viviendas. Ahora también las sacan al mercado a través de inmobiliarias que gestionan la concesión de préstamos hipotecarios con los bancos.
  • Solicitar los servicios de brokers financieros: son intermediarios que se encargan de gestionar la hipoteca en las condiciones más ventajosas para sus clientes. Pero hay que tener en cuenta que cobran una comisión por sus servicios.

Ventajas y desventajas de las hipotecas al 100%

Este tipo de hipotecas, a priori, resultan muy atractivas, pero hay que tener en cuenta que también ofrecen algunos inconvenientes. Su gran ventaja es que dan la posibilidad de acceder a una vivienda cuando no se dispone de ahorros para financiar ese 20% inicial que suelen requerir los bancos. Incluso aunque se disponga de un pequeño colchón financiero, permiten no descapitalizarse con la adquisición de la vivienda.

En cuanto a las desventajas, el endeudamiento será mayor. Además, hay gastos que habrá que asumir y encarecerán la operación, como unos intereses más elevados o la comisión del bróker. Por otra parte, también habrá que hacer frente a los gastos derivados de la operación de compraventa y que pueden suponer entre el 10% y el 12% del valor de la vivienda.

Encuentra una vivienda a tu alcance

Si estás buscando vivienda, en Spainhouses encontrarás una gran oferta inmobiliaria que incluye pisos de bancos. Solo tienes que introducir unos datos en el buscador y podrás elegir entre un buen número de inmuebles que se adaptan a tus exigencias y tus posibilidades financieras.

5/5 - (1 voto)
(Visited 275 times, 1 visits today)
favicon - Hipotecas al 100%: qué son y qué tener en cuenta si quieres comprar sin ahorros

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.