¿Dónde se encuentran los alquileres más baratos de la ciudad?

Cuando nos decidimos a buscar el piso en alquiler adecuado a nuestras necesidades, tenemos que tener en cuenta muchas variables importantes como son: el precio, las condiciones del inmueble y la zona en la que se encuentra. Si queremos que estas tres variables sean las adecuadas debemos dedicarle tiempo y esfuerzo, puesto que, conseguir un alquiler barato en una buena zona y en perfectas condiciones es casi misión imposible.

Si lo que estamos buscando es la opción más barata en función de las zonas debemos saber que, cuanto más nos acercamos a zonas céntricas más se encarecerá la vivienda, por lo tanto la clave es buscar una zona con buena comunicación y que reúna las características que necesitamos.

Zonas centro y periferia de las grandes ciudades

Las rentas de las viviendas en las zonas céntricas de las ciudades son hasta dos veces más caras que los barrios de la periferia, a modo de ejemplo en la ciudad de Madrid, en el barrio de Sol, en pleno centro de la capital española, se encuentra el alquiler a 17.84 euros el metro cuadrado mientras que, en Villaverde, situado al sur de la ciudad, los caseros piden de media unos 7.58 euros por metro cuadrado. Esto se traduce en que, al año, la diferencia entre la zona céntrica y la periferia es de 138 euros por metro cuadrado, una diferencia importante tratándose de la misma ciudad.

Por otro lado, en la ciudad de Barcelona el barrio más caro para vivir de alquiler es el casco antiguo, Ciutat Vella, que se sitúa al este de la ciudad, con 22.22 euros el metro cuadrado y al que le sigue la zona céntrica, mientras que, en la periferia el alquiler se sitúa en 8.78 euros por metro cuadrado.

En las grandes ciudades los barrios más caros siempre van a ser los más céntricos por lo tanto conviene buscar una alternativa en barrios más alejados pero que, incluyendo los gastos en transportes, siga saliendo rentable. El coste de una vivienda en arrendamiento en los barrios periféricos o localidades del extrarradio es muy inferior y el nuevo auge del arrendamiento está permitiendo rejuvenecer distritos periféricos, bien comunicados y que cuentan con buenas infraestructuras. Pero hay que destacar que la demanda de las zonas centrales es muy alta en función de otras zonas y, hoy día, podemos conseguir un piso en alquiler por menos de 800 euros al mes en una zona alejada del centro pero bien comunicada con la zona “caliente”.

El encarecimiento por instituciones universitarias

Otra variable importante son los barrios universitarios, en los cuales la oferta cubre la demanda enseguida, por lo que ofrece un rentabilidad muy alta para los propietarios ya que miles de estudiantes buscan cada año alojamiento cerca de las universidades. Esto se resume, según uniplace.es, en que los barrios cercanos a la universidades pueden llegar a ser un 59% más caros que el resto de barrios de la ciudad.

Fuente: Elpais.com/ elmundo.es

Share

Deja un comentario