Tener un piso ya no es un sueño

La odisea que hasta hace poco suponía buscar piso parece haber llegado a su fin y es que, hoy por hoy, las viviendas son mucho más asequibles. Así lo asegura un estudio realizado por la Unión de Consumidores de Castellón (UCE) en el que se considera que este es momento idóneo para plantearse la posibilidad de comprar siempre que el interesado cuente con capital ahorrado que cubra la entrada y encuentre un inmueble que se ajuste a sus posibilidades económicas y de espacio.
  • El precio de las casas está en mínimos históricos. Desde octubre de 2007 los precios han caído en torno a un 20%.
  • El mercado inmobiliario con mucha oferta y competencia entre las promotoras, entidades bancarias y particulares.
  • El Euribor está en mínimos históricos y la tendencia a la baja difícilmente puede continuar. En cualquier caso, las actuales cifras, en torno al 1,21, se podrán mantener durante un tiempo.
  • El IVA subirá a partir del próximo 1 de julio y pasará del 7 al 8%.
  • La deducción fiscal por la compra de viviendas desaparecerá a finales de año para las personas con rentas superiores a los 24.000 euros.
Mas vale tarde que nunca

Más vale tarde que nunca

“Este el momento más adecuado para cumplir el sueño que para muchos supone tener casa propia”.
.
Con todo, el precio medio de una vivienda nueva de entre 80 y 95 metros cuadrados se sitúa hoy en día en torno a los 165.000 euros.
.
Con un préstamo de 132.000 euros a 25 años, el comprador pagaría 534 euros al mes, una cifra ligeramente inferior a los alquileres que se vienen pagando por inmuebles de características similares.
.
Así, la idea de tener casa propia parece que deja de ser una utopía.
.
.
No obstante, se recomienda tener en cuenta un par de advertencias:
  1. Antes de aventurarse a la adquisición de un inmueble es necesario contar con algo de dinero ahorrado. Las entidades bancarias «están recuperando muy tímidamente la confianza, y aunque ya vuelven a conceder créditos hipotecarios, son mucho más rigurosos». «Por ello, cualquier persona que quiera acceder a un préstamo necesitará, como punto de partida, un mínimo de liquidez».
  2. Estudiar las ofertas, comparar y escoger la opción que mejor se ajuste a nuestras posibilidades «Actualmente es mucho más fácil negociar con las promotoras y los particulares, ya que hay mucha competencia y están ansiosos por vender»
Share

Deja un comentario