Saltar al contenido

Consejos para sobrevivir en un piso compartido por primera vez

photo 1525856884840 7a1132f8ab82 1024x683 - Consejos para sobrevivir en un piso compartido por primera vez

Vivir en un piso compartido por primera vez puede ser muy divertido, pero también estresante, puede convertirse en todo un reto… Además de encontrar buenos compañeros, es imprescindible mantener un orden para no terminar volviéndote loco. En este post te damos algunos consejos de cómo vivir en un piso compartido y no morir en el intento y que no se convierta en una pesadilla ¿Lo tienes todo preparado?

El primer piso de estudiantes siempre es una aventura. La mudanza, adaptarte a un nuevo ambiente, la convivencia con los nuevos compañeros, la independencia… Todo esto puede convertirse en una pesadilla si no tienes en cuenta los consejos que de esta guía.

Medidas de tu habitación

Hazlo antes de lanzarte a gastar dinero comprando muebles y te evitarás sorpresas. Sobre todo si tu dormitorio es pequeño y tienes dudas sobre si comprarte un escritorio o no. ¡No olvides tener en cuenta el espacio que ocupa la puerta al abrirse!

Muebles prácticos y versátiles

Una cama canapé es perfecta porque te servirá de almacenaje extra y no ocupará espacio como lo hace el armario. Y ya que hablamos de armario, si puedes, hazte con uno de pared a pared con espejo en puerta para que parezca más ligero. 

Calendario de limpieza

Que si la cocina está hecha un asco, que si te tocaba a ti hacer el baño ayer… Evita discusiones. Podéis fijar un día a la semana de limpieza general en la que participéis todos, o podéis repartiros las tareas de limpieza a lo largo de la semana y dejarlo escrito en la nevera (por si se le olvida a alguien…).

Ten un espacio propio en el dormitorio 

Si compartís baño entre muchos, tenéis que ser ágiles. Guarda tus cosméticos y productos de maquillaje en el dormitorio para agilizar tus mañanas. Un pequeño tocador o cómoda con espejo te ayudará mucho. Y aprovecha para organizarlos en una cesta. Te será más fácil tenerlo todo recogido y ganarás limpieza. 

Etiquetas

Las etiquetas se convertirán en tu mejor amigo a partir de ahora. Con ellas podrás diferenciar tus tápers de los de tus compañeros. También podéis usar etiquetas en las baldas de la nevera y en los armarios, si os los habéis repartido, y así evitaréis confusiones cuando a alguien le entre el hambre a medianoche.

Pizarra en el recibidor

Será vuestro espacio para apuntar qué falta comprar para el piso, escribir mensajes de ánimo, dejar una nota de bienvenida cuando hagáis fiestas, etc.

Horarios claros

¿Eres más de ducharte por la mañana o por la noche? Tanto si eres de un tipo como de otro, es súper importante que sepáis quién suele ducharse a las seis de la mañana y quién se ducha antes de irse a la cama. De esta forma, no se formarán colas en el baño cada mañana y no llegarás tarde.

Pagos

Importante es, obviamente, pagar el alquiler y las facturas a tiempo, ya que un retraso puede perjudicar las finanzas de tus compañeros. Además, también deberás pensar en el resto cuando, por ejemplo, te duches. Si el agua se paga entre todos, quizás alguien pueda enfadarse porque tengas el grifo abierto durante una hora. Lo mismo sucede con las luces. Apágalas siempre que no sean necesarias.

Fuente: elmueble.com
(Visited 13 times, 1 visits today)
Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.