El alquiler de pisos a estudiantes extranjeros movió 9 millones de euros al mes en 2015

Los estudiantes erasmus y extranjeros procedentes de la Unión Europea generaron durante 2015 9.226.467 millones de euros al mes para el mercado del alquiler de pisos español, según los cálculos que se desprenden del informe de la plataforma Uniplaces. Concretamente, Madrid, Cataluña y la Comunidad Valenciana han sido las regiones que más estudiantes han recibido, con cerca de 18.000 estudiantes internacionales, mientras que el resto de universidades españolas acogieron a más de 11.500 universitarios extranjeros.

alquiler-estudiantes-madrid

De las tres, el mercado madrileño, el que más dinero ha generado, ha superado los tres millones de euros, a este le siguió el catalán con más de dos millones (380 euros por habitación) y el valenciano con algo más de un millón (233 por habitación) Según el estudio, “en 2015 llegaron a España cerca de 30.000 estudiantes europeos, una cifra que se mantiene estable con el paso de los años y que permite movilizar el alquiler inmobiliario durante los meses académicos y generar un importante volumen de negocio”

Madrid, la ciudad más cara

El informe de Uniplaces recoge que las viviendas en alquiler de tres habitaciones son las más demandadas en Madrid, Barcelona, Granada, Sevilla, Zaragoza, Murcia y Córdoba, con un 16% de las peticiones.

Por el contrario, en otras regiones como Valencia, Bilbao, Oviedo, Salamanca, Málaga y Cádiz han demandado pisos más grandes, de hasta cinco habitaciones. Asimismo, Alicante han buscado pisos más pequeños, de dos habitaciones y mientras que los de Palma de Mallorca han preferido preferencia alquilar propiedades completas.

Madrid es la ciudad más cara para compartir piso en una vivienda ya que el precio medio de una habitación se sitúa en los 400 euros. Le siguen Barcelona, con 380, Sevilla con 272 y Palma de Mallorca con 293 euros al mes. En el lado opuesto, las ciudades universitarias más económicas son Granada, con 197 euros al mes por habitación en piso compartido, Murcia 212 euros y Córdoba, donde cuesta unos 200 euros. En la mitad de la tabla se situarían otras ciudades universitarias como Zaragoza 273 euros al mes, seguida de Málaga (266), Alicante (250), Salamanca (244), Valencia y Cádiz (233).

Estancia media de tres a cinco meses

El análisis recoge que el 88,9% de las reservas las hicieron estudiantes internacionales, de más de 100 nacionalidades diferentes, y, concretamente, el 47,27% de estas solicitudes se realizaron para estancias de entre tres y cinco meses. Las reservas más cortas, que suponen entre uno y dos meses, las solicitaron el 24,82% de los usuarios, lo que supone que las estancias de 1 a 5 meses representan el 72% de las reservas. “Este periodo de tiempo coincide con la duración de los cuatrimestres, lo que supone que durante esos meses se generaron 45 millones de euros de beneficio para los propietarios que alquilaron sus viviendas a estudiantes”.

Los picos de reservas se situaron entre julio y septiembre, donde se realizaron el 56,11% de las solicitudes de alojamiento. No obstante, el segundo semestre del año es el más activo del mercado del alquiler ya que entre octubre, noviembre y diciembre se concentra el segundo pico más importante de reservas, con un 30% del total, que coincide con el segundo periodo académico que se inicia en los primeros meses del año.

5 motivos para el alquiler de larga temporada o para estudiantes

  • Asegurar una renta constante a lo largo del año. El mercado del alquiler a estudiantes se mueve conforme a los periodos universitarios por lo que durante esas fechas los ingresos generados por la vivienda son estables. Por el contrario, los alquileres turísticos se encuentran más sujetos a la estacionalidad.
  • Se elimina el espacio entre las reservas y el tiempo de búsqueda. Al alquilar a estudiantes los periodos son más largos por los que el propietario no tiene que estar pendiente de anunciar la disponibilidad del inmueble cada poco tiempo. A su vez, tener menos inquilinos implica menor número de transacciones para obtener beneficios y disminuye el riesgo de cancelación de las reservas.
  • Mayor demanda de estudiantes. Aunque España es uno de los mayores receptores de turistas, en temporada baja puede costar encontrar inquilinos ya que los inmuebles compiten con hoteles, hostales, albergues, campings…sin embargo, alquilar a estudiantes es más sencillo ya que España es el país europeo que más estudiantes Erasmus recibe.
  • No se pagan tasas turísticas. En Cataluña quienes alquilan habitaciones o viviendas como alojamientos turísticos deben pagar una tasa. Esta medida, que no está implantada en otras Comunidades, supone que el propietario recaude la tasa y presente la factura ante la Agencia Tributaria, trámite que se elimina cuando se alquila a estudiantes.
  • La vivienda sufre menos. Los estudiantes tratan mejor el mobiliario y el equipamiento del inmueble en el que van a residir ya que lo harán durante más tiempo que el que puede pasar alguien que alquile la habitación por días o semanas. Según Uniplaces, los estudiantes permanecen, de media, 5 meses en las viviendas que alquilan.

Fuente: elmundo.es

Quizá también te puede interesar:

Síguenos: Facebook – Twitter – Google+

Una respuesta a “El alquiler de pisos a estudiantes extranjeros movió 9 millones de euros al mes en 2015”

Deja un comentario