Comprar vivienda para alquilar: rentabilidad del 4,7% y un mercado en crecimiento

rentabilidad-alquiler-bde1

La rentabilidad media de la vivienda en alquiler cerró 2014 en un 4,7% según el Banco de España, lo que equivale a un rendimiento 3,1% veces superior a la inversión en deuda pública. Comprar una vivienda en España, para después alquilar sigue siendo una buena inversión. Por este motivo, los inversores que desean una mayor rentabilidad, buscan las viviendas de más demanda y de mejor localización para garantizar el éxito de la inversión.

Según los expertos en inversión inmobiliaria, en la actualidad comprar vivienda para alquilar es una de las mejores alternativas para el pequeño inversor. Actualmente, un 19% de la población española crea su hogar en una vivienda en alquiler, y la tendencia al alza irá a más. Además, para Julio Gil, presidente de la Fundación de Estudios Inmobiliarios, cree que es “una de las mejores alternativas teniendo en cuenta el binomio entre rentabilidad y riesgo“. En cambio no lo es tanto para los grandes inversores, según Ernesto Tarazona, director de Residencial de Knight Frank, “En ese segmento hoy por hoy no hay suficiente oferta en alquiler, lo que crea una competencia feroz entre las grandes operaciones”.

El riesgo, en efecto, se ha relajado de forma notable, y las constantes vitales del mercado residencial animan claramente a este tipo de inversiones: el precio comienza a estabilizarse, la concesión de hipotecas repunta con timidez y la demanda de pisos en alquiler se ha disparado en los últimos años. Este último punto resulta capital. El porcentaje de ciudadanos que prefiere arrendar a comprar ha subido con fuerza, desde el 11,4% de la época del boom inmobiliario hasta una tasa actual del 19%. Sólo en los tres últimos años el mercado del alquiler ha sumado un millón de pisos, es decir, el parque de casas y pisos en alquiler ha crecido un 42,5%.

Según José Antonio Pérez, director de la Cátedra Inmobiliaria del Instituto de Práctica Empresarial, hoy en día casi cualquier inmueble vale para sacarle rendimiento ya que “las imposiciones a plazo fijo de la banca están casi al 0%. Basta con un 2,5%, aunque lo ideal es una rentabilidad cercana al 5%, siendo excelente todo lo que supere ese porcentaje”.

rentabilidad-alquiler-bde

En el último año, todos los tipos de inmuebles ofrecen más rentabilidad que muchos productos financieros. Así, el menor rendimiento lo ofrece los garajes con una rentabilidad del 4,6%, beneficio que sube hasta el 6,4% en el caso de las oficinas, o el 7% de rentabilidad de los locales comerciales.

Según el estudio, la variación interanual del precio de los alquileres obtiene una subida superior al 5% en comunidades como Baleares (6,67%), Cataluña (6,47%), País Vasco (6,08%). Con crecimientos inferiores al 5% se obtiene en Canarias (1,76%), Madrid (0,63%), Extremadura (0,49%) y Comunidad Valenciana (0,23%).

El precio estable se mantiene en Cantabria, Aragón y Andalucía. En cambio el precio cae en Castilla y León (-0,62%), Galicia (-1,63%), La Rioja (-2,13%), Murcia (-2,31%), Navarra (-2,91%), Asturias (-3,24%) y Castilla-La Mancha (-3,43%).

A qué precio comprar para que sea rentable alquilar

Para calcular cuánto puedes gastar en comprar un piso y posteriormente alquilar, se suele utilizar el PER (Price to Earnings Ratio, la relación entre el precio o valor y los beneficios). El PER te dice cuántos años tardarías en recuperar el dinero invertido en comprar la vivienda con lo que ganas alquilándola. Por ejemplo, para averiguar la rentabilidad de un piso que se ha comprado por 150.000 euros, si se ingresan anualmente 12.000 euros gracias a un alquiler mensual de 1.000 euros, tardaría en amortizarse la inversión 12 años y medio, y se puede decir que la rentabilidad bruta anual sería del 8%.

Pero este tipo de inversión lleva consigo unos gastos asociados y repercutibles como pueden ser impuestos, gastos de comunidad, derramas, seguros y gastos de gestión. Para ese mismo caso, si suponemos unos gastos fijos anuales de 2.500 euros, la rentabilidad neta de esa vivienda disminuirá hasta el 6,3%. Aún más. Si queremos estar totalmente seguros de la rentabilidad de un inmueble que nos interesa, no debemos olvidar otros factores que afectan como la variación de precios o, simplemente, tener en cuenta el tiempo que se puede tardar en tener el inmueble alquilado. Será en este caso cuando se esté analizando la rentabilidad asociada a riesgo. Es decir, si se tarda en tener alquilado el inmueble seis meses, el ingreso anual se reducirá a 6.000 euros y hablaríamos de una rentabilidad ajustada a riesgo de un 2,3%, quedando en este hipotético caso en una rentabilidad del 4%, en el supuesto que la vivienda y la ubicación estén en las condiciones de mercado para poder alquilar a ese precio.

La banca dice “no” a las hipotecas para alquilar vivienda

En el último Salón Inmobiliario de Madrid (SIMA) algunos expertos hicieron una propuesta para crear un préstamo hipotecario específico para aquellos inversores que quieran comprar casa para alquilar, y la banca ha dado ya su respuesta negativa. Los motivos es que ven estos créditos con demasiado riesgo y el mercado de arrendamiento aún muy flojo. Con esta propuesta se pretendía que la banca se deshiciera con más rapidez de sus inmuebles al fomentar con una hipoteca ad hoc la compra de vivienda para alquilar, y solventar las tensiones alcistas sobre las rentas, “algo que beneficiaría sobre todos a los jóvenes, que son quienes más complicado tienen hoy el acceso a una vivienda en propiedad”, según los promotores de la idea.

Este tipo de créditos, llamados mortgages buy to let, funcionan en Reino Unido y algunos países nórdicos desde hace décadas y van destinados a inversores de clase media, media-alta que cuentan con unos ahorros que quieren destinar a la adquisición de una vivienda para alquilar. Y se suelen conceder con menos valor de tasación que un préstamo tradicional para financiar la casa en la que se reside. Como máximo se suele otorgar el 40%-50% del valor de tasación de la casa, y los plazos de amortización se suelen suscribir a 20 e incluso a 30 años. En cambio, los diferenciales que se aplican a los tipos de interés sí son ligeramente más elevados que los de los préstamos hipotecarios clásicos, por ser considerados créditos de más riesgo.

Los bancos del Reino Unido otorgan estas hipotecas en función de la renta que podrá cobrar el propietario por el arrendamiento de la vivienda que tiene intención de comprar y no evalúan como principal requisito su capacidad de pago o solvencia. Sin embargo en España, hoy por hoy, esa posibilidad no se contempla. “Para nuestros bancos lo esencial es saber si el hipotecado podrá pagar el préstamo, independientemente de lo que cobre por el alquiler de esa casa”, asegura Lorena Mullor, de la AHE.

Todo indica que estamos lejos de alcanzar este tipo de hipotecas ya que el mercado del alquiler español no está preparado para asumir este tipo de contratos por la falta de profesionalización. Basar el préstamo en función de las futuras rentas en vez de en la solvencia del cliente es algo que la banca aún no se puede permitir.

Fuentes: Expansión, Cincodias y Banco de España: Indicadores del Mercado de la Vivienda

Quizá también te pueda interesar en otras zonas:

Síguenos: Facebook – Twitter – Google+

Share

2 Respuestas a “Comprar vivienda para alquilar: rentabilidad del 4,7% y un mercado en crecimiento”

Deja un comentario