El BCE baja los tipos de interés al 0,25%, una buena noticia para las hipotecas y la vivienda

Mario Draghi, presidente del BCE

El Banco Central Europeo, ha anunciado la rebaja de los tipos de interés a un suelo histórico del 0,25%. Todo un “balón de oxigeno” para los que tengan una hipoteca de tipo variable, pero también para el maltrecho mercado de la vivienda en España, que lleva meses en mínimos de ventas, de creación de hipotecas y de actividad constructora. La reducción del precio del dinero es una buena noticia: traerá consigo un ahorro en las hipotecas y facilitará el acceso al crédito (que además será más barato) tanto para los interesados en comprar casa, como para las empresas.

Sin embargo, en el otro lado de la moneda (nunca mejor dicho) la rebaja del precio del dinero tendrá peores consecuencias para los ahorradores, ya que rebajará la remuneración de los depósitos.  Los bancos, que ven como bajan sus márgenes por la caída del precio del crédito, lo repercuten con toda la rapidez que les es posible a los depósitos a plazo para evitar el hundimiento de los márgenes financieros. Así, Mario Draghi, presidente del BCE, ha dado una buena noticia para los endeudados y una mala para los ahorradores.

Bajada del euribor y ahorro en las hipotecas

La consecuencia más importante de esta decisión en el precio del dinero, seráel descenso del euríbor, desde el 0,54% actual hasta los niveles de 0,30% o incluso del 0,25%. No será un descenso rápido. Quizá tarde varias semanas, pero la tendencia al descenso es clara. Hasta ahora, el euríbor estaba muy encadenado con el tipo oficial, por lo que debería bajar aunque es difícil precisar el nivel exacto.

Con el descenso en el euribor se rebajarían las cuotas de las hipotecas, para alivio de los hipotecados sin cláusula suelo en sus préstamos. Por ejemplo, si el Euribor descendiera hasta el 0,25%, por una hipoteca a 150.000 euros a 30 años a Euribor +1% pasaría de pagarse una cuota de 520 euros a 500 euros. Es decir, se traduciría en un ahorro anual de 240 euros. O en el caso más moderado, si el euribor a un año baja al 0,30%, en el caso de una hipoteca de 150.000 euros, la rebaja será mayor: 16 euros en la letra mensual y 192 euros en el pago anual. Toda una buena noticia en momentos como este, con rebajas salariales y subida de impuestos.

Aunque es terreno abonado a la especulación, los expertos creen que entidades financieras no subirán los diferenciales de las hipotecas ahora que ya parecen estar reduciéndolo y vuelven a apostar por el inmobiliario. Los diferenciales se situarán en el 1,5%, aunque, eso sí, con un tipo fijo inicial de los préstamos durante los tres primeros años.

Acceso al crédito y reactivación de la venta de pisos y casas

La decisión del Banco Central Europeo (BCE) abre la puerta a la llegada de liquidez, habrá más dinero y más asequible, y los primeros que lo notarán serán los ciudadanos de a pie, personas interesadas en comprar una vivienda.

Gonzalo Bernardos, director del Máster en Asesoría y Consultoría Inmobiliaria de la Universidad de Barcelona, prevé que el principal efecto que producirá un interés tan bajo en el mercado de la vivienda, al haber más financiación, será “la dinamización de las ventas” y descarta que el precio de las casas vaya a incrementarse: “Las viviendas no se encarecerán. Lo que si se producirá, más que por la rebaja de tipos por el cambio de política monetaria del BCE, será una estabilización, un freno de la depreciación de los inmuebles. El que hoy no compra casa porque no se dispone de crédito o éste es muy caro, sí podrá hacerlo en 2014 siempre que tenga un empleo estable”.

Fuente: elmundo.es

Share

Deja un comentario