El Fondo Social de Vivienda ampara ya más de 5.000 casas cedidas por la banca

Las comunidades autónomas con más inmuebles incluidos en el Fondo Social de Vivienda (FSV) son Cataluña, la Comunidad Valenciana y Andalucía.

Conformado exclusivamente por inmuebles de entidades financieras, estos pisos se podrán alquilar por quienes han sufrido el desalojo de su vivienda desde 2008 y cumplan determinados requisitos socioeconómicos. Esta oferta se compone ya por más de 5.000 viviendas, que según la primera radiografía oficial que se publica, es una cifra inferior a la prevista.

Viviendas sociales

Recopilada por el Ministerio de Sanidad y Asuntos Sociales, la última información disponible es que las entidades financieras han incorporado al fondo 1.093 pisos ubicados  en Cataluña, el 21,6% del total, y 1.086 en Valencia, el 21,5%.

A continuación, figuran Andalucía, con 859 inmuebles (17%); Madrid, con 402 pisos (7,9%); Murcia, 263 (5,2%); y Castilla-La Mancha y Castilla y León, con 240 y 214 viviendas, respectivamente, que suponen algo más del 4,5% del total en cada caso.

5.891 pisos comprometidos por la banca en el convenio que regula el funcionamiento y las características del fondo firmado, de las que el FSV cuenta con 5.047 viviendas.

Principalmente, esta diferencia se explica porque CaixaBank ha configurado las aportaciones a su fondo para alquiler social en periodos trimestrales. En la primera convocatoria del año ha destinado 200 inmuebles al fondo, número que irá ampliando a lo largo del ejercicio hasta alcanzar los 850 inmuebles previstos.

26,6% del total, 1.345 inmuebles, está ubicado en capitales de provinciaMadrid es la que más tiene, con 168 pisos, seguido de Alicante (157), Tarragona y Valencia, con 106 cada una. San Sebastián, Lugo,Pamplona y Bilbao no cuentan con ninguna vivienda dentro del Fondo.

Más de la mitad de las viviendas (2.648) tienen tres habitaciones, mientras que otras 1.209 son de dos, 436 de cuatro y 277 de una habitación.

Funcionamiento de la incitativa y destinatarios

El FSV en realidad es un conjunto de fondos, ya que cada entidad constituye y gestiona su propio parque de alquileres sociales y lo destina sólo a personas que han sufrido un desalojo de su vivienda por impago de un préstamo hipotecario concedido por ese banco.

Quienes hayan sido desalojados de su residencia habitual después del 1 de enero de 2008, tengan ingresos familiares inferiores a tres veces el Iprem (1.597,53 euros al mes) y se encuentren en alguno de los supuestos definidos como de especial vulnerabilidad, pueden optar a un alquiler del fondo.

Dentro de este colectivo se considera a familias numerosas; algunos supuestos de violencia de género, unidades familiares monoparentales con dos hijos o más, con algún menor de tres años a su cargo, con personas con una discapacidad superior al 33 % o dependencia que incapacite permanentemente para trabajar.

Están incluidos deudores en paro y que hayan agotado la prestación, unidades familiares en las que convivan con el deudor una o más personas unidas al titular de la hipoteca o a su cónyuge por vínculo hasta el tercer grado de consanguinidad y que estén en situación de discapacidad, dependencia o enfermedad grave, así como aquellas en las que exista una víctima de violencia de género.

Fuente: elmundo.es

 

Share

Una respuesta a “El Fondo Social de Vivienda ampara ya más de 5.000 casas cedidas por la banca”

Deja un comentario