Zapatero asume su parte de responsabilidad en la burbuja inmobiliaria

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, reconoce su parte de responsabilidad en la burbuja inmobiliaria y pide al PP que asuma también la suya, ya que “aunque no es fácil decirlo -recalcó- todos hemos contribuido”. “En algún momento hay que decir la verdad“, espetó Zapatero al jefe de la oposición, Mariano Rajoy, antes de recordar que muchos de los empleos que se crearon en los años de bonanza que disfrutaron ambos gobiernos “tenían los pies de barro” al estar relacionados con el sector de la construcción.

Menos hablar y más trabajarEn su respuesta, el líder del PP se limitó a evocar que en 2008 Zapatero vinculó el crecimiento de la construcción al crecimiento demográfico, y llegó a pronosticar que en dos años el PIB español alcanzaría al alemán.

El jefe del Ejecutivo le había pedido un “mínimo de análisis” para aprender de las lecciones de la crisis económica y del hecho de que España la esté sufriendo con mayor virulencia que en otros países.

Para Zapatero ha quedado demostrada la “laxitud financiera, el estímulo del todo urbanizable, y una burbuja inmobiliaria que había generado una actividad excesiva en un sector poco productivo, generador muy intensivo en mano de obra y empleo, pero con pies de barro“.

Aseguró que “entiende” que el PP pretenda que sea el PSOE el único que “padezca” las consecuencias de este escenario, pero le instó a ir más allá porque “sin un mínimo de análisis y diagnóstico de rigor no se puede proponer una solución” y “eso sí sería engañar”.

Zapatero consideró que la “máxima responsabilidad” es de los gobiernos, pero recalcó que “aunque no es fácil decirlo, todos hemos contribuido, también la sociedad“. Más allá del debate de hoy o de los rifirrafes electorales, Zapatero defendió que el crecimiento “sólo puede venir de la innovación y el talento”, y no de “tener todo el suelo para urbanizar” ni una facilidad de crédito excesiva.

Fuente: lavanguardia.es

Share

Deja un comentario